Ayer se jugó uno de los derbis más importantes de Alemania, siendo los protagonistas el equipo de la aspirina y los bávaros de Munich. El resultado fue de 1 a 3 para los de Heynches, con goles de Javi Martines, Ribéry y James Rodriguez en el lado muniqués y de el prometedor Kevin Volland por parte de los de la farmacéutica.

Más allá del resultado, nos queda la sensación de recuperación (al menos en la Bundesliga) de este Bayern que hace apenas unas semanas parecía no calibrar con el bueno de Ancelotti y es que como saben, la vuelta de Heynckes (historia viva en el equipo de Rummenige) ha dado un nuevo aire al juego blanquirojo.

Veremos la evolución del equipo en la Champions, donde visitan en la ida de los octavos de final a un difícil Besiktas, que ha hecho una buena fase de grupos; pero al menos en la liga alemana parece haber recuperado ese pulso imbatible que le llevó hace unos años a hacer números récord cuando con el entrenador pretendido por el FC Barcelona en 1996, consiguió un triplete histórico.

Desde el español Javi Martínez, hasta el irregular James Rodriguez, pasando por el polémico Ribéry, el equipo ha vuelto a recuperar la senda de las victorias, dando una imagen sólida de juego colectivo.

Heynckes saludando al ex borusser Heiko Hellrich, actual entrenador del Leverkusen

Pero como todo en la vida, Heynckes se irá a final de temporada, abriendo de nuevo la incógnita en quien será el encargado de llevar a los bávaros a conseguir sus objetivos. No será la primera vez que se vaya del Bayern, dejando al equipo a un nivel altísimo, pero…será la última?

Leave a Reply

¡¡Haz el primer comentario!!

avatar
  Subscribe  
Notificación de